La Diputación presenta el sendero micológico entre los municipios de Tamames y Aldeanueva de la Sierra

Cartel Sendero Micológico Tamames-Aldeanueva de la Sierra

30.03.21.- La Diputación de Salamanca continúa consolidando su red de senderos micológicos por la provincia con la puesta en marcha del tercer sendero de los seis previstos, que discurrirá entre los municipios de Tamames y Aldeanueva de la Sierra, en un recorrido de 13 kilómetros.

El diputado de turismo, Javier García, junto con el diputado de medio ambiente, Román Hernández, y los alcaldes de Tamames, Alfonso Valle, y de Aldeanueva de la Sierra, José Antonio Montero, han presentado este nuevo sendero que se suma a los ya existentes entre las localidades de Montemayor del Río y El Cerro, que fue el primero, al que siguió el fijado entre Cepeda, Madroñal y Herguijuela de la Sierra.

Esta red de senderos micológicos se enmarca dentro de las actuaciones del Plan Estratégico de Turismo de la Diputación, que persigue crear un modelo de desarrollo turístico que mejore el posicionamiento de la provincia a nivel nacional e internacional como destino turístico.

Dentro de este marco, una de las acciones más destacadas es el impulso y el desarrollo del senderismo. Por diferentes razones y mucho más a raíz de las circunstancias que han rodeado la pandemia del Covid, el senderismo se ha convertido en una práctica muy generalizada en todos los segmentos de población y muy demandada por cuantos visitan nuestra provincia.

Al mismo tiempo, el micoturismo es una actividad en crecimiento estrechamente relacionada con el disfrute de espacios naturales, que en muchas ocasiones se realiza en familia o entre amigos.

Por estos motivos, la Diputación de Salamanca desde la delegación de Turismo y Patrimonio en colaboración con la delegación de Medio Ambiente y la Fundación Cesefor ha creado esta red de senderos micológicos, que estará integrada por seis, que pretende promover el turismo micológico en diferentes comarcas de la provincia.

Una red de senderos, que también, permite dar a conocer espacios y poblaciones de la provincia menos conocidos, lugares tranquilos y seguros que, sin embargo, tienen recursos turísticos enormemente atractivos.

En el caso del sendero que une las localidades de Tamames y Aldeanueva de la Sierra, se trata de un camino circular de 13, 8 kilómetros con un desnivel de 352 metros, un grado de dificultad de tipo medio y una duración aproximada de cuatro horas. No obstante, para los escolares y personas que solamente quieran dar un pequeño paseo también se ha diseñado un recorrido corto de tres kilómetros.

El sendero atraviesa parajes muy poco conocidos, pero sorprendentes para el amante de la naturaleza.  Ofrece un paisaje fronterizo entre la dehesa, las laderas moderadas y la sierra.  Con la ayuda de las señales interpretativas se podrá conocer tanto el mundo de los hongos, como la dilatada historia de estos lugares, sus leyendas, los oficios tradicionales y las peculiaridades de su flora y de su fauna.

Pero el senderismo y la micología también pueden ser una buena excusa para conocer la actividad artesanal y de primera calidad, que todavía se conserva en estas tierras y naturalmente disfrutar de la rica gastronomía local: quesos, embutidos, el famoso cocido o las setas en temporada son las principales referencias de estos municipios.