Pasar al contenido principal
  • La ruta de las huellas fósiles: Un paseo por los mares antiguos de Monsagro.
    The fossil traces route of Monsagro

Ruta de las huellas fósiles de Monsagro

A orillas del río Agadón, en el Parque Natural de Las Batuecas - Sierra de Francia y formando parte de la Reserva de la Biosfera de las sierras de Béjar y de Francia, está Monsagro, el primer refugio en las faldas de la gran montaña que preside el Santuario de la Peña de Francia.

La localidad de Monsagro esconde al visitante una original propuesta: la ruta de las Huellas Fósiles, un nuevo itinerario urbano que descubre y explica las huellas de distintos organismos de hace 450 millones de años, visibles en las roc as que adornan las casas, calles y fuentes de este pueblo.

En aquella época, un frío océano cubría gran parte de la Península Ibérica, que estaba situada muy cerca del Polo Sur. En ese mar de aguas poco profundas vivían distintos organismos, como los trilobites, ya desaparecidos, gusanos y otras especies, cuyos rastros quedaron grabados en los fondos marinos arenosos que orogenias posteriores transformaron en las cuarcitas.

Así es posible observar Cruzianas, que reflejan los desplazamientos de los trilobites, o Rusophycus, que representan zonas de reposo. Los gusanos marinos han dejado huellas como los Skolithos o galerías verticales, utilizadas de morada y estructuras en forma de cono llamadas Daedalus.

Además de este paseo por los mares antiguos, Monsagro ofrece otras interesantes propuestas, como es el museo etnográfico de la cultura tradicional y de la caza, las antiguas eras levantadas sobre muros, el recoleto puente de la Yunta o un baño en el charco de los Mozos. Imprescindible subir a la Peña de Francia, santuario de la Virgen Negra y espléndido mirador a 1.723 metros de altura, de toda Salamanca.

Galería